fbpx
+34 900 877 066 hola@agenciabumeran.com Trabaja con nosotros Soporte
tienda online

5 motivos para tener una tienda online e incrementar tus ventas

Tener una tienda online es algo imprescindible para cualquier empresa o negocio en la actualidad. Se trata de una herramienta infalible para expandirte hacia nuevos horizontes comerciales e incrementar tus ventas considerablemente.

Estarás ofreciéndole un servicio de alta calidad a tus clientes con un sitio web cómodo e innovador, dónde podrán realizar sus compras o contratar servicios con absoluta garantía de seguridad. No tendrán que salir de casa o dejar cosas a medias en la oficina para solventar ciertas vicisitudes de la vida cotidiana.

Una tienda online no puede ser considerada como un “lujo” ni menos restarle importancia. Este craso error puede tener consecuencias funestas, debido a que estos tiempos de globalización es menester adaptarse a los cambios para no desaparecer.

Cerrarte al comercio electrónico impactará negativamente en tu actividad, debido a que estás dejando de llegarle a un público nuevo, quién no tolera restricciones horarias ni límites geográficos para tener lo que quiere y cuándo quiere.

La tacañería e ignorancia son malos consejeros en el mundo empresarial. Es imposible tener éxito en la actualidad con las mismas tácticas obsoletas del ayer, cuando aún era necesario dirigirse a un supermercado para hacer la compra o pedir permiso para ir a comprar un vestido nuevo con motivo de la graduación de tu hijo.

Déjate de cuentas e historias absurdas. Este contenido te hará entender porque debes tener una tienda online en estos tiempos de digitalización, dónde hasta un 80% de las actividades de subsistencia humana como comprar alimentos o trámites bancarios se realizan en línea.

tienda ecommerce

1.- Disponibilidad absoluta durante las 24 horas del día y los 365 días de año en tu tienda online:

¡No me ha dado tiempo de llegar porque estaba cerrado! Es la frase más común en épocas de compras como las navideñas. Todos están en una constante carrera con los minutos para lograr ingresar a su tienda favorita, dónde se encuentran sus artículos tan deseados para estas fechas.

Tal hecho te aleja de tus clientes e impone una terrible barrera de horarios, quienes sentirán una desagradable restricción para poder comprar lo que desean y cuándo lo desean. No sólo estarías perdiendo una estupenda oportunidad para facturar, sino también le estás restando factibilidad a tu negocio como una alternativa para suplir una necesidad especifica.

¿Te imaginas que tu tienda física permanezca cerrada al público por varios días con motivo de alguna enfermedad o suceso extraordinario? Las pérdidas económicas serían considerables e incluso estarías en total desventaja en frente de tu competencia, quién aprovecha tu ausencia para actualizarse con las últimas novedades y atraer a tus clientes habituales.

Cada una de estas situaciones son tan comunes en el mundo empresarial, las cuáles motivan a la obtención de una tienda online para evitar que se convierten en una terrorífica realidad con graves consecuencias para tu negocio ecommerce.

Tener una tienda online es cómo si tu establecimiento físico estuviese abierto en todo momento. Le estarías brindando un nivel de comodidad apoteósico a tu público consumidor porque podrá adquirir lo que necesite en cualquier lugar y momento del día.

Estarás más tranquilo por el funcionamiento de tu negocio. No importa si estás ausente por X motivo pero igual seguirás vendiendo tus productos o servicios de forma automatizada, lo cuál te seguirá generando ingresos para tu rentabilidad.

2.- Ahorro considerable en costes operativos:

Abrir una tienda física tiene un costo exorbitante en términos generales. Lo primero que deberás realizar es un estudio de mercado a profundidad para dictaminar la factibilidad de tu actividad dentro de la zona geográfica a desarrollarla.

A todo esto es necesario sumarle otros detalles como el alquiler o compra de un espacio adecuada para establecerse e incluso contratar personal capacitado, según lo que deseas ofrecer en tu negocio. Lo que hasta ahora, hemos mencionado resulta en un desembolso rocambolesco de dinero.

Puede que una empresa de magnitud superior cuente con tales recursos pero no es la realidad de muchísimos emprendedores, quienes inician esta aventura con muchos sueños e ilusiones de salir adelante con lo que les apasiona.

Una tienda online puede reducir esta inversión inicial de forma asombrosa, debido a que sólo requiere de contratar los servicios de un diseñador web freelance o alguna agencia de marketing digital para este fin; Los únicos gastos que deberás afrontar serán los del dominio, hosting y honorarios profesionales por parte de quienes te ayudarán a crear tu sitio web.

Todos estos resultan en una cifra muy inferior a lo que supondría establecer un negocio físico en cualquier lugar del mundo. Además de quitarte de encima a diversos gastos indirectos, los cuáles pueden ocasionar un desajuste importante en tus finanzas al inicio de tu actividad.

incrementar ventas3.- Alcance ilimitado:

Vender en todo el mundo es otro de los motivos para tener una tienda online de tu negocio. Es algo absolutamente fascinante, debido a que te permitirá llegar hasta dónde menos imaginaste e introducirte en nuevo mercados con necesidad de tus productos o servicios.

Sería como tener sucursales a nivel global pero sin estar sujetos a ciertas limitaciones como espacio físico o tiempo. ¿Ves cuán maravilloso es Internet? Nos ofrece la posibilidad de alcanzar nuevos horizontes con tan solo hacer un clic.

Una tienda física se limita a una simple área geográfica pero una online store es capaz de abrirte hacia otras culturas, las cuáles enriquecerán a tus conocimientos para ofrecer un target diferente dentro de todas las opciones disponibles en tu área comercial.

4.- Simplifica el proceso de ventas y atención al cliente:

Tener una tienda online hará que todo tu trabajo sea más fácil en términos generales. El primer motivo es porque podrás trabajar sin grandes cantidades en stock y según pedidos precisos de cada cliente. Esto contribuirá a que no debas invertir un sinfín de tiempo y logística en almacenar mercancía o exhibirla en un espacio físico.

Tú única preocupación será estar atento a los posibles requerimientos de tus clientes sobre ciertos productos, los cuáles no serán más que estar atento sobre su disponibilidad e intentar hacérselos llegar en el menor tiempo posible.

Cada operación de venta se realizará de forma automatizada. El tiempo invertido en todo el proceso es mucho menor a lo que conllevaría en espacio físico, dónde tendrás que facturar manualmente. El sistema de funcionamiento de una tienda online está sincronizado con plataformas administrativas y contables para un registro exacto.

Del mismo modo, le ofrecerás una atención directa e intrínseca  en sus diversas canales de comunicación como cuentas en redes sociales o chatbots. No sólo podrás conocer cuáles son sus gustos e intereses, sino también estarás garantizando una experiencia virtual inigualable.

5.- Mayor comodidad para tus clientes: 

El tiempo es un tesoro invaluable en estos tiempos de globalización. Principalmente porque llevamos un ritmo de vida vertiginoso e incesante, dónde estamos a tope de cosas a diario hasta el punto de no darnos abasto con temas tan básicos como hacer compras.

Ir a una tienda física a abastecerte de productos o servicios es cuestión de unos minutos u horas. Todo dependerá de lo que demores en llegar a este establecimiento y la cantidad de personas existentes; Por lo tanto, resulta menester ofrecer un servicio con valor agregado a tus clientes en términos de comodidad.

Tener una tienda online será ese imán para atraer a todo tipo de clientes, quienes no cuentan con el tiempo ni disposición suficiente para salir a comprar lo que necesiten. Le estarás brindando un espacio cómodo e innovador para suplir esta necesidad básica,  dónde podrán enterarse de tus últimas novedades y cuán factible puede resultarles para su cotidianidad.

 

Y tú ¿Aún sigues pensando en cuáles son los motivos para tener una tienda online? No dejes de estar al día con las tendencias del presente e impide desaparecer por esa mentalidad absurda y cerrada del ayer. Recuerda que las decisiones tomadas podrás marcar un precedente positivo o negativo un tu negocio.